“Me piden que además de criticar las propuestas de quienes quieren acabar el sistema de salud colombiano, ofrezca una visión diferente de sus aciertos, falencias y proponga como corregirlas. 1. Nuestro sistema de salud SÍ requiere ajustes. Pero eso no se hace acabándolo para refundarlo de nuevo. Hay que construir sobre lo construido y no echar por la borda más de 25 años de experiencias positivas, y también negativas de las que se debe aprender.No se pierdan este hilo, no traguen entero ni coman cuento, contrasten opiniones. 2. El aseguramiento es una forma solidaria de financiar la salud, donde los sanos pagan por los enfermos, los jóvenes por los viejos y los que trabajan por los que no. Un sistema de aseguramiento sin aseguradores no existe. Que sean públicos, privados o ambos es otra cosa. 3. Nuestro sistema de salud es reconocido mundialmente por: – Cobertura universal en el aseguramiento; – Fondo único que maneja todos los recursos; – Plan de beneficios igual para todos; – Mayor acceso a servicios, en especial de alta complejidad y en las ciudades. 4. Pero también, ha sido incapaz de modernizarse y resolver problemas crónicos que generan dificultades en su operación, primordialmente y sin ser exhaustivos, en aspectos tales como: 5. Desde su inicio se les dio mayor énfasis a los aspectos económicos y de eficiencia, dejando en un segundo plano la calidad y la satisfacción de los usuarios Craso error de algunos que creyeron que negando servicios sería la mejor forma de obtener utilidades. 6. Atender bien a un paciente, de manera oportuna e integral es la mejor forma de prevenir el daño, la discapacidad y la muerte prematura, que a su vez evita atenciones innecesarias, evitables y de paso ahorra dinero. Negar servicios es una costosa estupidez. 7. La mayoría de las EPS no han cumplido a cabalidad con su función esencial de identificar y controlar el riesgo en salud de sus afiliados. Se han enfocado en controlar el costo de los servicios, generando un contrasentido: ganar en el corto plazo, pero perder en el largo. 8. Se deben acabar los absurdos trámites y autorizaciones presenciales y el interminable peloteo de remisiones de unas a otras instituciones de salud, que maltratan con toda razón al usuario y además retrasan su tratamiento. Autorizar un asunto solo de EPS y prestadores. 9. El sistema debe pagar más por resultados en salud y satisfacción, que por cantidad de servicios prestados; ofrecidos por redes integrales e integradas y no por más de 16 mil prestadores cada uno por su lado, algo que es tendencia mundial pero que aún no pega en Colombia. 10. Se deben acabar los contratos de prestación de servicios al personal de salud, que no garantizan un trato digno y acorde a sus responsabilidades. Esto debe hacerse mediante una ley que reconozca esta particularidad del sector salud. No más dilaciones. 11. Es increíble que en 25 años de operación la salud no tenga un sistema único de información, lo que lleva a cosas como que el paciente deba cargar bultos de papel con su historial médico y que la comunicación entre instituciones sea una Torre de Babel. 12. La politiquería y la corrupción han debilitado por igual a EPS y hospitales, en especial a los públicos. No hay que estigmatizar lo público, pero tampoco lo privado. Se debe volver a los gerentes elegidos por méritos y no por apoyos políticos. 13. Ejemplo de lo anterior es que hoy en muchos municipios, para los políticos es más importante definir quién será el director del hospital que el alcalde, por que maneja más contratos de personas y recursos. 14. Hay servicios esenciales como las urgencias, en especial a maternas y niños, y el trasporte médico urgente, que se deben garantizar en todos los municipios, en lo que si tiene justificación pagar por la disponibilidad de oferta y no por facturación de servicios. 15. Que el sistema debe ser esencialmente preventivo, es algo en lo que todos estamos de acuerdo. Pero hay que entender que por mucha prevención que se haga la gente indefectiblemente se va a enfermar y hay que atenderla y que prevenir es a veces tan costoso como atender. 16. La verdadera prevención es lograr que la gente adopte estilos de vida saludable y que existan las condiciones materiales para que pueda hacerlo, algo que además de ser complejo y costoso, no es una responsabilidad directa del sector salud. Son los determinantes sociales.”

Feb 27, 2022

Luis Gonzalo Morales - Equipo por Colombia - Equipo programático Fuente: https://twitter.com/luismorales0621/status/1497723103341862915

Comparta en:
Comparta en:

Acá podrá dejar sus comentarios
¡Gracias por apoyar a INNOS en su contribución a la democracia en Colombia! En este espacio podrá enviarnos sus comentarios. De ser necesario, adjunte la fuente de información que los soporta.

0 Comments

Submit a Comment

Su dirección de correo no se hará público.

Declaraciones Sugeridas

Sandra Borda - Centro Esperanza

Alejandro Gaviria - Centro Esperanza

Carlos Amaya - Centro Esperanza